El estilo claro y limpio es tendencia en decoración

La nueva tendencia en interiorismo es el diseño contemporáneo. Es la conclusión que se puede extraer de un fantástico artículo de The New York Times, en el que la taxidermia ha quedado en un claro desuso dando paso a motivos más claros y luminosos. Las paredes ya no tienen esos tonos oscuros y grandes figuras de animales, sino que se busca una aparente sencillez, con tonos suaves que provocan un estado de relajación en el espectador.

Foto: Diseño de interiores Ivonne Semprunl

Foto: Diseño de interiores Ivonne Semprunl

No cabe duda de que las tendencias son muy cambiantes. Por eso, ese estilo de un nuevo vintage ha quedado relegado; en gran parte, por la subida de los precios de artículos que daban la sensación de mal estado o que eran de segunda mano. Ese ambiente decorativo de los antiguos clubs de los Estados Unidos ha desaparecido, poniendo la vista en la California de los setenta, en ese método en el que reina el color blanco y no abundan los alardes.

Sin embargo, no se debe confundir con el minimalismo, ya que no reduce la decoración tanto a lo esencial. En este diseño contemporáneo tienen cabida muchos elementos que a pesar de su aspecto sencillo no suponen renunciar a los adornos. Un ejemplo claro son los diseños de Bower, con un diseño limpio y relajante que únicamente transmite paz.

La influencia escandinava tiene una gran presencia en este estilo, pues en los países nórdicos se necesita dar luz al hogar ante la falta de iluminación exterior en gran parte del año. Los tonos blancos de techos, paredes e incluso suelos, se combinan con elementos plateados o de colores muy vivos, en pequeños toques y bien distribuidos, para divertir la vista de los inquilinos y a la vez disfrutar de esa paz y relajación que ofrece un diseño más claro y más limpio.

Murales como cabeceros de cama

El dormitorio es la estancia más íntima de un hogar, es esa parte de nosotros que decoramos a nuestro gusto para que sea más fácil conciliar el sueño. Además del mobiliario, las paredes y la ropa de cama, debemos prestar atención al cabecero, ya que es la parte en la que se centra la mirada cuando entramos en la habitación.

Foto: Eltallerdepintura.com

Foto: Eltallerdepintura.com

El abanico de posibilidades para personalizar este apartado es muy amplio. Antiguamente se estilaban las composiciones que abarcaban toda la cama en madera o hierro, pero poco a poco ha ido cayendo en desuso a medida que el minimalismo se ha ido extendiendo. De esta manera, se han buscado otros modos para decorar la parte alta de la cama. La gama puede ir de tablones de madera, acolchados de distintos tonos o pequeñas repisas sobre las que colocar algunos enseres. Sin embargo, una gran opción son los murales.

Los murales aportan un toque distinguido, moderno y muy elegante. El contraste que provocan en la mirada del espectador hacen de él una de las mejores opciones. Dentro de estos, existen diferentes modalidades. Una de ellas es situar un gran paisaje que signifique algo para nosotros, que nos ayude a dormir o que nos evoque a algo que recordemos con buena estima y podamos descansar más plácidamente. Otra opción es seleccionar una gran foto artística, de un momento importante en nuestra vida o de algún personaje famoso que contribuya a adornar aún más la habitación.

En este caso se combina el papel con un pequeño cabecero. |Foto: Hogarmanía

En este caso se combina el papel con un pequeño cabecero. |Foto: Hogarmanía

Si no eres capaz de elegir entre las múltiples fotografías porque no sabes si terminarás agotado de verla, puedes seleccionar un papel pintado con algún motivo o figura y ocupar toda la pared. Esta contrastará con el resto de tabiques conformando una estancia personalizada y muy especial.

Sujeralibros únicos

Fuente: Decoralia

Fuente: Decoralia

Siempre nos ha gustado darle un toque original a nuestra casa. Seguro que todos estamos de acuerdo con que “Ikea” es maravilloso, muy económico y un gran recurso a la hora de decorar nuestro hogar, pero al final todas las casas parecen prefabricadas.

Si estás en este blog, seguro que ya te es familiar el término DIY (Do it yourself), en español, “hazlo tú mismo”. Reciclando y con los materiales más inesperados se pueden hacer cosas únicas y originales. Gracias a la idea de “Decoralia”, hoy desde masdecora.es te traemos una fácil y original idea para que crees unos nuevos sujetalibros, en los que seguro que todo el mundo se fija.

Los materiales que necesitarás son:

  • Los terminales de la barra de una cortina. (Para explicarnos mejor, deben ser unas bolas de madera con una base, algo como esto, son fáciles de encontrar, no te asustes, en cualquier tienda de bricolaje las tienen)
  • Un rotulador permanente de color negro
  • Pintura acrílica de los blanca y de los colores que necesites
  • Un pincel

La cosa es mucho más fácil de lo que te imaginas. Lo primero que tienes que hacer es darle una capa de pintura blanca para después poder pintar por encima sin problema. Ahora llega lo bueno. La idea es hacer “muñecos cabezones” con los terminales. Las posibilidades son infinitas.

Puedes optar a algo simple, como nos cuentan en “Decoralia”, pintar a los miembros de tu familia, o dibujar a tus personajes de ficción favoritos.Puedes dejarlos en blanco y negro o lanzarte a la piscina y darles color. ¡Siéntete como en Art-Atack!  A ver si tienes suerte y te queda tan bien.

Puedes encontrar diversos lugares en los que encontrar inspiración, con por ejemplo los famosos “Funko Pop”, que son básicamente muñecos con las cabezas gordas de todos los universos de ficción que puedas enumerar.

También puedes no complicarte la vida y hacer un diseño propio. ¿Por qué no una cenefa? ¿O un patrón de inspiración india? ¿O flores? Si buscas un poco podrás encontrar muchísimas plantillas para imprimir que le darán un toque más clásico y reservado a la manualidad.

¡Anímate y luego cuéntanos el resultado! Seguro que es magnífico.

Cuadros en el baño sí o no

Todos recordamos la noticia que surgió durante la “Operación Malaya” que informaba que en uno de los domicilios de uno de los imputados se había hallado una obra de Joan Miró decorando el cuarto de baño. El hecho causó una gran polémica, en la que los detractores afirmaban que era muy pretencioso poseer un cuadro de un autor de tanta importancia decorando una estancia tan fría como el lugar de aseo.

Sin embargo, el uso de estos elementos decorativos en esta estancia de la casa que suele tener tan mala fama ha ido ascendiendo, en parte porque se ha olvidado eso de que se pueden estropear a raíz de los vapores y la humedad que se genera en el día a día. Algunas técnicas de decoración ya los consideran imprescindibles para dar ese toque personal al servicio y sorprender a las visitas.

Una de las más reconocidas es el Feng Shui, una filosofía de origen chino que actúa en la ocupación consciente del espacio. Afirma que el baño debería estar en el exterior del hogar, por ser un lugar en el que la energía se escapa debido al agua y a la frialdad. Pero como en los tiempos actuales eso no es posible, han tenido que adaptar su teoría. Para evitar la sensación de humedad abogan por el uso de luces, plantas y cuadros. Estas piezas aportan esa calidez de la que carece la habitación, de modo que conseguimos un aspecto más personal y con una energía más positiva.

Foto: Spazio-Noi

Foto: Spazio-Noi

Esa humedad de la que hablamos no destruirá la obra, puesto que ésta debe estar perfectamente sellada y enmarcada, de manera que el agua o vapor no tenga la más mínima oportunidad de penetrar en ella. Para colgarlos en el frágil azulejo las mejores opciones son los cuelga fáciles y los adhesivos, puesto que el taladro podría prepararnos un enorme destrozo.

Por último, ya sólo te queda elegir el motivo que vas a elegir. El Feng Shui nos dice que debemos poner motivos vivos o animales, pero cuando pones un cuadro siempre debes dar tu toque personal, por lo que puedes optar por elementos atrevidos y vanguardistas, obras antiguas o una colorida lámina sencilla.

Aires acondicionados y decoración: cómo hacerlos compatibles

Antes de todo hay que resaltar algo y es que los aparatos de aire acondicionado han avanzado mucho, en prestaciones pero especialmente para lo que nos interesa en este blog en términos de diseño. No es lo mismo ver un aparato de aire acondicionado actual (de la marca Viessmann, por ejemplo) con unas líneas cuidadas y un aspecto en blanco que no tiene nada de poco elegante, que pensar en esos aparatos de aire acondicionado de hace unos años que eran más cuadrados, más ruidosos y sobre todo con una imagen que no apetecía demasiado lucir.

decoración-interiores

Pero gracias a la decoración (prácticamente) todo es solucionable. El caso de los aires acondicionados no va a ser diferente y tanto si tienes un aparato de los que dominaban el mercado hace uno años y no son tan bonitos como si tienes un aire acondicionado moderno pero no sabes del todo cómo acabar de integrarlo en la decoración de tu hogar… aquí van algunas ideas que te pueden ayudar a ver bien tu hogar con el aire acondicionado en él.

En exterior, rodéalo de plantas

Una idea muy chula y que se ve de hecho en varios hogares es la de camuflar el aparato de aire acondicionado con plantas. Las enredaderas son muy indicadas. Crecen rápido, son resistentes y con ese porte colgante que tienen sólo necesitas poner una planta en una altura superior a la del aire acondicionado y dejar que la naturaleza siga su curso, como quien dice. Además la decoración de fachadas con enredaderas aporta una frescura y una elegancia que de pocas otras formas puedes conseguir. Y el aire acondicionado hará su función sin que estorbe visualmente en absoluto.

En interior, disimúlalo

Colócalo en zonas estratégicas si no quieres que se convierta en el protagonista de una estancia. Lógicamente debes priorizar que el aparato distribuya adecuadamente el frío porque para eso lo compraste, pero respetando eso también puedes procurar que el aparato quede detrás de una puerta, en la zona menos visible de la habitación. No se trata de ponerse en plan feng shui pero sí de tener un poco de astucia.

Transfórmalo en elemento decorativo

Una máxima que funciona es la siguiente: “si quieres esconder algo, déjalo a la vista”. Cuando se trata de aires acondicionados de estilo moderno, que son bastante delicados en líneas y por lo general vestidos totalmente en blanco o en negro, puedes usarlos a modo de lienzo. ¿Cómo? Coloca un marco de madera alrededor, un marco elegante, y conviértete en el rey o la reina del minimalismo. Con esto ganas en arte y decoración y reduces el impacto visual del aparato de aire acondicionado camuflándolo como lo que no es. El efecto es verdaderamente interesante.

Créale un entorno a medida

Esta opción es el opuesto a la solución que justo te contábamos. Consiste en crear un contexto en el que el aparato quede totalmente integrado y hay varias formas de hacerlo. Así puedes crear una falsa estantería de cierta envergadura para el aire acondicionado: no va a sostener nada pero, colocándose el aire acondicionado en la parte alta de la pared, sólo se va a ver una estantería igual que las otras de la estancia y el aparato de aire va a pasar desapercibido. Otra cosa que puedes hacer es crear armarios o decoraciones a medida. Puedes apostar por las grandes dimensiones, bastiendo un armario de bonitas lamas de madera que vaya de arriba abajo de la pared y que hace de decoración, ocultando el aparato y además permitiendo guardar algunas cosas. Otra opción es crear armazones de madera, que bien pueden ser decorativos por sí mismos si encajan con el resto de la decoración o que puedes transformar en interesantes elementos de la decoración si aplicas algún papel o pintura o directamente alguna lámina artística.

Con esto ya tienes algunas ideas para elegir cómo integrar el aire acondicionado en tu hogar y que además de aportar frescura aporte distinción.

Vela DIY

vela01

¿Tienes un microondas? Entonces este proyecto es viable para ti. Las velas dan pequeños detalles de color a una habitación, y pueden dar un gran toque de decoración. Pero si quieres dar un toque personal y original a tu casa, estas velas DIY son una gran idea. Y es q

Necesitarás: cera de velas, mechas, recipientes (de cristal, metal o cerámica), vasos desechables para derretir la cera, ceras de colores (las Plastidecor que usan los niños pequeños, por ejemplo) y aceites esenciales (si quieres que la vela sea aromática)

El proceso es simple:

1. Primero -si quieres que tus velas tienen color- corta en pequeños trocitos, o con el sacapuntas, un trozo de la cera de color que hayas elegido en un vaso desechable. No hace falta mucho, con 1 o 2 cm de la cera de color basta.

2. En el mismo vaso de la cera de colores, añade la cera de vela. La cera de velas suele venir en forma de virutas. No escatimes, al derretirse verás que ocupa mucho menos.

3. vela03_optCalienta la mezcla en el microondas durante 1 minuto, o hasta que esté todo completamente derretido. Dependiendo de tu microondas se puede derretir antes o después, así que lo mejor es ir mirando cada 30 segundos hasta lograr que todo esté líquido.

Por otro lado, toca elegir el recipiente de la vela. Aquí puedes ser todo lo original que quieras. Puedes usar un vaso de chupito, una copa, un plato…¡las posibilidades son infinitas! mientras sean resistentes al calor.

vela02_opt4. Pon la mecha en el recipiente elegido. Debes sujetar la mecha en el centro del recipiente. Para ello puedes usar celo, palitos de helado…

5. Combina bien las dos ceras (de color y de vela) y, lentamente, echa la mezcla en el recipiente, pendiente de que la mecha permanezca en el centro.

Deja que se enfríe y ¡ya está!.
vela04_opt

Puedes jugar con los colores haciendo una vela arcoiris, por ejemplo. Para ello simplemente asegúrate de que cada capa se haya enfriado bien antes de echar la siguiente.

Si quieres hacer la vela aromática, no tienes más que echar unas 20 gotitas de aceite esencial en la cera de vela cuando esté recién derretida.

Imágenes e idea de apartmenttherapy

 

Haz más amplio tu jardín

A la hora de comprar una cosa, consideramos esencial que disponga de patio o jardín. No solo nos das más posibilidades y amplitud a la casa, sino también más belleza. Bueno, o lo contrario, todo depende de cómo lo decoremos. Por ello hoy os vamos a dar unos consejos.

Lo fundamental, y lo primero que tenemos que hacer antes de comenzar a decorar nuestro jardín, es tener como objetivo crear un espacio armonioso en el que pasar buenos momentos. Un lugar que nos de soluciones, especialmente en la época de verano, por lo que es importante conseguir que tenga una gran amplitud cuando lo tengamos distribuido todo.

decoracion_de_jardines

Para darle más belleza es importante ver otros jardines de amigos y familiares para orientarnos. Eso sí, no cometamos el error de copiar ese estilo por mucho que nos guste. Para que un jardín sea ideal y bonito debe ser individual, propio, tener tu propio estilo, aunque tomes ideas del resto.

Uno de los mayores errores que cometemos a la hora de organizar nuestro jardín es hacerlo cuadriculado. Grave error. Los jardines no deben tener esquinas. Y si las tienen, que sean secretos. Si damos curvas a este espacio, lo haremos más amplio.

Otro de los elementos que queda muy bien en un jardín con encanto es colocar una pequeña fuente, cascada o estanque. Sobre todo, porque el sonido del agua nos produce una gran relajación creando un espacio perfecto para, por ejemplo, la lectura y el descanso.

Volvemos a los errores. Muchos de los que prefieren una casa con jardín es por su gran afición a las plantas. Lo entendemos pero, cuidado. No podemos llenar el jardín de vegetación. Nos queda muy sobrecargado y en lugar de belleza puede llegar a provocar incluso ansiedad a sus visitantes.

Son algunos de los consejos que os podemos ofrecer. Por si queréis saber más, os dejamos estos consejos de nuestros compañeros de artículos.inforjardín.com

Prueba con la iluminación led

Originalidad y encanto son algunas de las características que desprenden estas nuevas velas que vienen pisando fuerte en el mundo de la decoración.  Se trata de un innovador sistema de iluminación que sustituye la tradicional mecha que creaba ambientes cálidos y románticos en nuestros hogares.  Las velas led son la última novedad en iluminación que surgen para crear un tipo de iluminación más sutil, logrando crear originales ambientes en los lugares más recónditos de nuestro hogar.

Apariencia real

fuente: evisos.com

Lejos de parecer una simple bombilla de color en un recipiente de cera, las velas led cuentan con un método de funcionamiento muy similar a la mecha de fuego de una vela tradicional.  Algunos modelos, incorporan un sistema de  movimiento que logra el efecto real de la mecha.

Seguras y duraderas

El humo, el peligro de incendio y las manchas de cera son cosa del pasado.  Las “led” se presentan como la apuesta más segura por la iluminación en el hogar.  Funcionan con pila que en la mayoría de los casos vienen incluidas y tienen una duración de unas 50.000  horas aproximadamente, según el modelo y la calidad del producto.  Es prácticamente imposible que se fundan o se estropeen, por lo que nos garantizan más seguridad de compra.

Un color para cada rincón

El sistema de iluminación led dispone de una  gran variedad de colores (al menos 12) entre los que podrás elegir para crear divertidos ambientes en tu hogar, ideal para una cena romántica con tu pareja o para disfrutar de más intimidad en la terraza bajo la suave luz de las velas.  A través de un mando a distancia podrás cambiar el color de las velas, que cuentan además con modos automáticos y temporizadores de apagado.

¿Te animas a probarlas?

Foto: evisos.com

La importancia de la habitación para el bebé

Es conocer que en nuestro vientre se está formando una nueva vida y empezar con todos los preparativos para dar la bienvenida al bebé. ¿Y qué es lo primero que organizamos? Su habitación. Allí pasará gran parte de su vida, desde el nacimiento, hasta la adolescencia (o quizá más) pasando por la infancia. Será un lugar importante para él. Por eso tenemos que prepararlo todo para que se encuentre lo más cómodo posible.

Hoy queremos darte algunos consejos para que acomodar a tu pequeño no se convierta en una tarea extremadamente complicada.

En primer lugar deberás elegir una estancia amplia y pensar que el niño crece muy deprisa por lo que los muebles tendrán que ser útiles para los primeros meses pero también para al menos hasta los 10 años, así te ahorrarás cambiar la habitación cada determinado tiempo.

Sea del tamaño que sea, debes de cuidar ante todo, que la seguridad de tu hijo esté más que garantizada. Cuando son pequeños, no comprenden que algunas acciones pueden ponerles en peligro, por eso, deben ser los padres los que velen por ella.

Dicho esto, es momento de hablar ahora sobre los colores que debes aplicar tanto en el mobiliario como en las paredes de la habitación. Intenta evitar colores oscuros y fuertes, mejor céntrate en los tonos pastel, generarán en la habitación la sensación de más amplitud y bienestar. Para cuando todavía son muy pequeños, puedes pegar en las paredes posters o pegatinas de animales, de forma que a medida que el niño va creciendo, se vaya despertando en él la curiosidad sobre lo que le rodea.

Durante los primeros meses de vida en los que aún usen la cuna, intenta ubicarla en algún lugar de la habitación al que llegue la luz natural de la ventana. Para que se distraigan cuando no duermen, coloca sobre ella un móvil de colores. En tan sólo unos meses verás cómo le prestan atención e intentan alcanzarlo. Elige cunas que puedan desmontarse para que cuando el niño crezca, puedas quitar las barandillas y convertirla en cama. Así tendrás un colchón para que el pequeño duerma algunos años más.

Y ya para terminar, adorna el suelo de su habitación con una alfombra mullidita y calentita en la que cuando comience lo haga sobre ella, evitando el frío contacto con el suelo.

Ten en cuenta que su descanso y bienestar depende exclusivamente de ti. Cuídalo hasta que pueda hacerlo por sí mismo.